Puertas de garaje automáticas, el can Cerbero de tu reino

[Total:2    Promedio:4.5/5]

En muchas ocasiones, os hemos recordado que una Comunidad de Propietarios es un submundo reencarnado en la constitución de un pequeño reino, con sus propias leyes y defensas de entradas. Porque los puntos de acceso a las comunidades deben recibir un mimo especial y entre ellos, las puertas de garaje automáticas en las comunidades de vecinos tienen un destacado protagonismo.

Las puertas de garaje automáticas son el can Cerbero de nuestro reino. Sirven muy bien para protegernos de visitas indeseadas y mantener tanto nuestro parque de vehículos como nuestros trasteros a salvo, pero también hay que cuidarlas si no queremos que mueran en el abandono o que nos muerdan en un despiste.

¿Por qué instalar puertas de garaje automáticas en la comunidad?

Las ventajas de contar con puertas de garaje automáticas en las comunidades de vecinos son innumerables.

Son muy seguras, porque si no tienes el código, el chip o el mando automático, no se abren. De esta manera, la única opción que tienen los visitantes indeseados para entrar al garaje es colarse cuando entre o salga algún coche. Por esta misma razón te habrás percatado de que hay carteles o similares en tu garaje recomendándote que no muevas el vehículo hasta que la puerta se haya cerrado por completo.

Las puertas automáticas son más silenciosas. Suficiente tienes con aguantar al vecino ruidoso de tu comunidad como para encima escuchar un portazo cada vez que se abre o se cierra la puerta del garaje. Sustitúyelo por un suave murmullo.

Las hay de todos los tipos. Si alguna vez te han dicho que en tu comunidad de vecinos no se puede instalar una puerta de garaje automática, es porque no han buscado lo suficiente. Las hay de apertura lateral, basculantes, enrollantes… El catálogo es muy amplio. Sólo tienes que dar con la empresa de automatismos que tenga lo que buscas.

Y son súper cómodas. Esta suele ser la primera razón por la que decidirse a instalar una puerta de garaje automática. ¿Quieres entrar? La abres sin salir del coche. ¿Quieres salir? La abres sin salir del coche. Y hasta se cierran solas. Una maravilla, sobre todo cuando llueve o aprieta la calima.

Pero el can Cerbero a veces se revela, sobre todo si estima que no está recibiendo los mimos adecuados. Esto es plausible también cuando algún vecino no está de acuerdo por la razón que sea con la puerta de garaje de la comunidad y comienzan a sucederse “averías raras”.

Pero…

¿Cómo evitar averías en las puertas de garaje automáticas?

Las principales averías de las puertas de garaje automáticas se producen por su falta de mantenimiento o por la acción de algún “vecino travieso”. Ya hemos comentado anteriormente como las puertas de garaje automáticas forman parte del elenco de averías más comunes en una comunidad. Sin embargo, también hay pequeños gestos que mantienen al cánido tranquilo:

Una puerta limpia es una puerta feliz

Las puertas de garaje automáticas tienden a la acumulación de polvo, como todo en esta vida. Pero además, al estar más expuestas a las condiciones ambientales, suelen coger la mala costumbre de quedarse con hojas, tierra y basurilla en sus extremos. Mucho ojo con ellas, ya que pueden llegar a hacer que descarrile el día menos pensado.

Con suavidad todo es más fácil

Fuera chirridos, si quieres que todo fluya como es debido debes mantener una buena lubricación en los mecanismos de tu puerta de garaje automática. Lubricante en las guías y en los muelles de compensación harán que tus puertas se muevan más cómodas.

Bichos fuera

Insectos y roedores sienten una rara inclinación a meterse donde no deben, especialmente si tenéis algún problema de plagas en la comunidad de vecinos. Cierra fisuras y verifica de vez en cuando que no han colonizado lo que no debe colonizarse.

Ellas también se oxidan

Las humedades no sólo se adhieren a las paredes de tu comodidad, sino que se extienden por todo lo que pillan. Vigila bien los desagües de entrada de la puerta del garaje y verifica que todo está en orden si no quieres comenzar una guerra contra el óxido.

Si ya te has decidido a instalar una puerta de garaje automática en tu Comunidad de Propietarios, debes saber que no todo vale. Por motivos, principalmente de seguridad, las puertas de garaje deben estar acorde a unas Normas de Obligado Cumplimiento. Sabrás si tu puerta lo está o no porque ésta irá decorada con el sello de conformidad con la legislación europea (La pegatina donde pone CE).

Normativa de Seguridad de las Puertas Automáticas

La puerta de tu garaje sólo recibirá la pegatina CE si cumple con los requisitos marcados por la normativa europea UNE-EN 13241-1:2004. Esta norma de nombre tan complejo viene a decir que las puertas deben funcionar bien y ser seguras.

¿Deben cumplir todas las puertas con esta normativa?

En principio, la conformidad con las Normas de Obligado Cumplimiento en Puertas Automáticas es sólo obligatoria para las puertas instaladas a partir del año 2005. Esto es así, porque ese es el año en que entró en vigor esta regulación.

Sin embargo, hay dos consideraciones a tener en cuenta:

Si la puerta ha sufrido alguna modificación de importancia a partir del año 2005, sí debe cumplir con la norma. Pero, ¿qué es una modificación de importancia?

  • Modificar la masa de la puerta
  • Modificar el tipo de puerta
  • Cambiar el motor
  • Instalar nuevos elementos de seguridad
  • Cambiar el cuadro de control por otro de distinto tipo
  • Convertir una puerta manual en automática
  • Sustituir o añadir algún componente que afecte o pueda afectar a los elementos de seguridad, accionamiento o control.
  • Cambios en los elementos estructurales o de fijación de las puertas.

Si la puerta es más antigua y no ha sufrido ninguna modificación, no estamos hablando de puertas inseguras, es que antes se regulaban con otras leyes.

Por otra parte, seas del año que seas, las puertas automáticas se encuentran también sujetas a las previsiones de la Ley 21/1992, de Industria.  y de la Ley 31/1995, de prevención de Riesgos Laborales.

¿Qué pasa si el can Cerbero muerde?

A grandes rasgos, en caso de accidente es la Comunidad de Propietarios quien debe responder (vía Civil y en su caso Penal) por los daños conforme al artículo 1902 del Código Civil cuando estos se ocasionen por acción u omisión, interviniendo culpa o negligencia.

Para los juzgados, una puerta automática que no esté dotada de los elementos de seguridad (que no esté en regla con las normativas) implica la negligencia de sus propietarios, así que ¡todos a por la marca CE (pegatina)!

Sin embargo, si la comunidad tuviese contratado un servicio de mantenimiento de puertas automáticas, podría derivar a la empresa conservadora la responsabilidad, en virtud del artículo 1101 del Código Civil, por responsabilidad contractual. Para ello, habría que demostrar que la empresa ha incumplido sus obligaciones o ha sido negligente. Sin embargo, en este caso, es responsabilidad de la empresa de mantenimiento demostrar que ellos sí lo han hecho todo bien.

En la práctica, la adaptación de las puertas al marcado CE, y el contrato de mantenimiento con la empresa liberaría a la Comunidad de responsabilidades.

¿Un contrato de mantenimiento para las puertas automáticas?

En principio, las Normas de Obligado Cumplimiento no indican que deba firmarse ningún contrato de mantenimiento sí o sí. Sin embargo, sí señalan que las puertas deben mantenerse acorde a las instrucciones del fabricante y que deben someterse asimismo a una revisión periódica. Además, señala que “ciertos trabajos de reparación y mantenimiento” deben llevarse a cabo por “profesionales cualificados”.

En este punto, la Comunidad de Propietarios puede hacer dos cosas:

  • O contrata a un profesional de automatismos siempre que deba realizarse una revisión o que la puerta de garaje automática presente alguna avería.
  • O se contrata a una empresa de mantenimiento que exima a la comunidad de vecinos de cualquier responsabilidad sobre el buen funcionamiento y la seguridad de la puerta automática.

¿Qué debo saber de mi puerta de seguridad?

Cual can Cerbero, las puertas de garaje automáticas también tienen que tener toda su documentación en regla.

Para que una puerta automática sea legal, deberá disponer de:

  • Una factura donde se desglosen los elementos instalados.
  • La placa identificativa con la marca CE (la pegatina) fijada a la puerta.
  • Una declaración de conformidad con la legislación firmada y sellada.
  • Manual de Uso y Mantenimiento.

Llegados a este punto de lectura (si has conseguido llegar a él) te habrás dado cuenta de que no todo vale en el mundo de las puertas de seguridad y de que, sin embargo, su buen cuidado es fundamental para que la vida se desarrolle con tranquilidad en una comunidad de vecinos.

Si te ha quedado alguna duda, la Asociación Empresarial de Puertas Manuales y Automáticas (AEPA) ha elaborado una completísima guía que puedes consultar aquí.

En Micomuniweb colaboran empresas de servicio de mantenimiento de puertas automáticas que se ajustan y cumplen con toda la normativa mencionada. No dudes en consultar con nosotros cualquier duda que te surja sobre el buen estado de la puerta de garaje automática de tu comunidad de vecinos.

ahorrar en la comunidad de vecinos

Showing 2 comments
  • Cesar
    Responder

    Puede un propietario tener coche, moto en la misma plaza y no mover los en años? Si arrastran un vehículo u dañan el suelo en varios tramos, se le puede obligar a que susane los desperfectos?
    Gracias

    • Micomuniweb
      Responder

      Hola César,
      Gracias por tu comentario.

      En primer lugar para que pueda tener dos vehículos en una misma plaza, la correspondiente licencia municipal de actividad del garaje así lo debe reflejar. En el caso de que la licencia no lo especifique, se podría estacionar más de un vehículo si no está prohibido en los estatutos.

      En cuanto a si puede tenerlo durante años sin moverlo, puede tenerlo perfectamente si no causa daño a terceros y no se sale de las líneas que delimitan su propiedad. También debería mover el coche en el caso de que se necesitara utilizar su propiedad como servidumbre de paso para llevar a cabo alguna acción que requiera la Comunidad de Propietarios (Ejemplo: pintar el garaje).

      En lo referente a los daños, todos los daños que se produzcan en una Comunidad son susceptibles de reclamación al causante de los daños. Es decir, quien rompe paga.

      Aquí te dejamos un post detallado sobre las plazas de garaje: http://micomuniweb.com/limites-en-las-plazas-de-garaje/

      Esperamos haberte resuelto tus dudas. No dudes en volver a ponerte en contacto con nosotros.

      Un saludo

Deja un Comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies,

ACEPTAR
Aviso de cookies
accesibilidad-en-las-comunidadesvideovigilancia-en-las-comunidades-de-vecinos